¿Te interesa este blog?

  • Iñigo García Ureta

Esta semana han invitado a Talia Lavin a Barcelona y me ha pedido que le ayude con el texto que debía preparar.

Éste es el resultado.

(Haz clic en la imagen)



  • Iñigo García Ureta

El domingo pasado me entrevistaron en la Feria del Libro de Madrid.

Éste es el vídeo.


  • Iñigo García Ureta

Actualizado: 23 jun

Este viernes se abre en CentroCentro la exposición FOTOGRAFÍA PÚBLICA: LOS AÑOS SESENTA.



Los años sesenta marcan la edad dorada de la profesión de fotógrafo y la cumbre de la fotografía pública. Es una década donde nada sucede sin su foto correspondiente: el mundo conoce la guerra de Vietnam con la mirada de Don McCullin, en una revista; descifra en el collage del Sgt. Pepper's el significado de “Lucy in the Sky with Diamonds” y aprende de qué va la revolución cubana en libros como Sartre visita Cuba, con una enorme foto del filósofo en la cubierta. Las barricadas del Mayo francés no salen de París, pero las fotos del Paris Match viajan por todo el mundo.

La fotografía pública de los años sesenta refleja todos los cambios que hoy disfrutamos: nuevos tipos de familia, el culto a la juventud, la emancipación de la mujer, los derechos de las minorías, el cuerpo, la moda, la cultura de masas, las tribus urbanas, el interés por el medio ambiente y la contracultura. También documenta sus múltiples convulsiones: los asesinatos de Kennedy y Martin Luther King, la primavera de Praga, el modo en que el sueño hippie no llevó a la imaginación al poder, sino a los asesinatos de la familia Manson. Porque a partir de entonces los tiempos se tornarían mucho más oscuros. Todo ello queda registrado en revistas, carteles, poemarios, fotolibros, vinilos, fanzines y literatura de género donde las imágenes ya no son un mero acompañamiento al texto ni un reclamo. Se han vuelto imprescindibles.

La exposición podrá visitarse en Cibeles hasta el dos de octubre y está comisariada por Horacio Fernández, con quien he trabajado los textos. Como siempre, ha sido una gozada.


Addenda:

The Guardian nos ha hecho un estupendo reportaje. Haz clic en la foto